Degradación institucional de la democracia, por Pilar García Torres

Pensaba escribir sobre el vergonzoso mundial de fútbol y la hipocresía del personal futbolístico, pero como de eso desgraciadamente se está escribiendo mucho y nunca será suficiente, me voy a limitar a dar mi ligera opinión y declarar mi absoluta vergüenza y desapego con la selección española de futbol y con el gobierno por permitir que el “preparao” vaya representando a mi país, siendo el único Jefe de Estado presente de un país democrático.

Por otro lado, ya os vale muchachos, que no ha hecho ni falta que la FIFA, yo diría mejor FILFA, os amenace con sanciones si lleváis el brazalete a favor del colectivo LGTBI, porque ya decidisteis que no lo llevaríais, por si acaso. Quiero recordaros que en Catar las mujeres son invisibles, supongo que igual que para vosotros que solo veis a las modelos, a las personas que deciden amar libremente se las llega incluso a asesinar, pero eso a vosotros os da igual, porque debéis ser todos machos alfa.

Que sí, que ya sé que se hizo en la Argentina de Videla y en la Italia de Mussolini, pero eso no es un motivo para que se tenga que jugar en el siglo XXI en un país que no respeta los más elementales derecho humanos, por todo esto yo creo que si somos mínimamente demócratas, deberíamos hacer boicot al mundial y todo lo que tenga que ver con él para centrarnos en las cosas que realmente son importantes, la sanidad, la educación, la igualdad, la solidaridad, el respeto, qué bellas palabras, qué pena que se queden en eso, en palabras.

Ya me gustaría a mí que esta tarde en la manifestación a favor de la eliminación de la violencia machista, hubiera tantos hombres y mujeres como si España ganara el mundial de fútbol, por dignidad y por humanidad, pero sobre todo por RESPETO.

Después del bochornoso espectáculo que el martes pasado, convirtió el lugar donde reside la soberanía popular en un patio de vecinos, donde se permitió a los fascistas insultar y denigrar a la ministra de igualdad impunemente, se hace más necesario, si cabe, ensalzar la labor de dicho ministerio y de su titular, porque fue un alarde de machismo, clasismo, sinvergonzonería, etc., digno no sólo de amonestación, sino de expulsión lo que hicieron ayer los innombrables.

Vergüenza como mujer del veneno y la bilis que una mujer lanzó contra otra por defender su libertad y derecho a ser iguales, pero sobre todo un asco atroz a la reacción de toda la bancada de la derecha, que más finamente pero de una manera implacable ha ido profiriendo contra Irene Montero toda la mierda de la que ha sido capaz, el odio que suscita es proporcional al buen hacer de su ministerio, cuantos más derechos se conquistan, más furibundo es el odio hacia ella.

Lo que lleva soportado esta mujer, primero por osar a formar una familia con el mismísimo diablo y después por tener el coraje de capitanear el ministerio de igualdad y las leyes más progresistas no sólo de la historia de la democracia, sino del resto de países desarrollados, no digamos ya si nos comparamos con otros continentes.

Su gran pecado, como dirían los que la intentan denigrar cada día es SER MUJER, JOVEN Y DE IZQUIERDAS, reflexión realizada por Gabriel Rufián y que comparto plenamente. Se le ha llamado despectivamente “cajera de supermercado” como si fuera una deshonra, lo que demuestra el clasismo de quién la agrede, sí es una agresión machista lo que la derecha y los fascistas hacen con ella todos los días.

A cualquiera que crea en la democracia, la igualdad, la diversidad y la solidaridad, debería abrírsele las carnes con esta persecución indecente e infame que se hace contra Irene Montero, mujer sí, preparada más que muchos de los que la agreden también, generosa y luchadora, porque cualquiera con su preparación, habría mandado todo a hacer puñetas en vez de seguir aguantando no sólo los insultos, las calumnias, las infamias de los fascistas, sino el pobre apoyo que tiene de su propio gobierno, incluso de sus compañeras de fila.

No todo vale en política, o no debería valer y el PSOE desde su atalaya en la que se mueve con digna soltura con unos socios de gobierno, debería apoyar a su ministra por encima de todos y de todas y las divergencias las consensuamos, sí, claro que las divergencias se pueden consensuar, es lo que hemos hecho toda la vida las personas trabajadoras con las empresas, acordar lo que es común y pactar las divergencias.

Ante insultos como los proferidos por Carla Toscano de los innombrables y por Víctor Priz del PP, por no hablar de Cuca “Camorra” y toda la caterva de medios de comunicación fascistas, el gobierno en pleno debería salir a apoyar a Irene Montero.

Señor Víctor Priz, inútiles en su partido hay unos pocos declarados, sin ir más lejos usted mismo que le conocen en su casa a la hora de comer, imagino, pero un poco más a su lado M.Rajoy, FraCasado, Ana Botella, Cuca “Camorra”, Villalobos, Aznar, Ayuso, Almeida, Feijóo, podría seguir hasta mañana, pero me tengo que ir a la manifestación.

Todos ustedes, los fascistas, los neofascistas, los que se las dan de liberales y los que no saben por dónde se andan, tiene un objetivo común; favorecer a las élites económicas de este país con nuestros impuestos como llevan haciendo allí donde gobiernan desde el inicio de la dictadura, la propiedad conmutativa la aprendieron muy bien, yo me presento a las elecciones, tú me las financias, además de financiar mis caprichos y yo desde las instituciones te forro.

Por eso no les gusta Irene Montero ni lo que representa, hija de un mozo de almacén y una maestra, que saca su carrera a base de becas por inmejorables notas y becada en Harvard por méritos propios y por los sacrificios de sus padres, no como FraCasado, Cifuentes, etc.,. Lo que ustedes machistas y clasistas cavernarios no pueden soportar es que una joven hija de dos personas trabajadoras sea ministra y además de Igualdad, qué ironía, qué desfachatez y qué osadía.

El problema señores y señoras de la derecha, la derecha extrema y la extrema derecha, es que no soportan que la hija de dos obreros les marque el camino a seguir, el camino de la igualdad, porque eso da al traste con cualquier estrategia neoliberal o ultraliberal, porque les gustaría que fuéramos esclavas, que nos quedáramos en casa con la pata quebrada y ya no, ya no lo vamos a hacer porque no nos da la gana.

Por todo esto espero que esta tarde las calles se llenen con un clamor;  NI UNA MAS HUMILLADA, VIOLENTADA, AGREDIDA, ACOSADA, ASESINADA, los machistas nos tienen que oír y tienen que sentir que no vamos a dar NI UN PASO ATRÁS, que somos más y mejores y que la “superioridad moral” que dicen tener los energúmenos del partido franquista nos la pasamos nosotras entre el ovario izquierdo y el derecho, porque no nos van a callar.

Pues las calles se han llenado, pero desgraciadamente no tanto como me hubiese gustado, por motivos diversos, entre ellos que se han convocado manifestaciones en todos los pueblos, en Madrid capital dos al menos, en fin lo de siempre. De cualquier forma, la lucha contra la violencia machista debe seguir, el machismo y el fascismo tiene que salir de las instituciones, de todas, de las que votamos y de las que se preparan a base de oposiciones.

Son tan insoportables los rabotazos que dan los y las machistas al ver que su chollo se les escapa de las manos y además porque mujeres jóvenes y sobradamente preparadas, han cogido el relevo de aquellas que lucharon a principios y mediados del siglo pasado y de las que siguen o seguimos luchando por la igualdad de todas,  así que vivas, libres e iguales nos queremos.  

Pilar García Torres

4 comentarios en “Degradación institucional de la democracia, por Pilar García Torres

  1. Mi abrazo a tu defensa de Irene y lo que representa. Los desacuerdos y las críticas quedan en segundo lugar. Lo primero es defenderla del machismo y el fascismo.

    Me gusta

    1. Nada que decir, Ana Botella se retrató sola robándonos a todas las madrileñas y madrileños en favor de su hijo, su inutilidad dió la vuelta al mundo con su «relaxin cup of café con leche»
      En cuanto a Mariló es una vergüenza como mujer y como «periodista» ella solita, no necesita de nadie.
      Por otra parte, a Pablo ya hay quien le critica, generalmente sin razón y su único pecado es ser diferente a lo conocido en política hasta 2015, ser más inteligente que gran parte de sus congeneres politólogos y mucho mejor preparado por medios propios que la mayoría del hemiciclo, te gusten o no sus planteamientos.
      Y otra cosa Facundo, a quién critico y de quién hablo, por favor déjame que lo elija yo, a nadie en este país se ha intentado denigrar tanto como a Irene Montero y Pablo Iglesias y a nadie se ha perseguido tanto, social, politica y judicialmente como a ell@s, solo por ello, si eres demócrata deberías sentirte mal.
      Gracias por opinar, eso significa que me has leído y de buen nacida es ser agradecida
      Un saludo

      Me gusta

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s