Mi Coronavirus y yo (X), por Algarabía. !Hijo de mi vida!

 

Buenos días queridas y queridos, hoy me he dispuesto a hacer entrenamiento con un macizo que ayer salió en la 2 diciendo que nos invitaba a movernos en casa. Me he levantado, puesto las mallas, la camiseta, zapatillas de deporte, porque la cosa prometía y pongo la tele, allí cual Adonis sale el apolíneo mozo en una terraza estupenda y nos empieza a animar, vamos a hacer un poco de calentamiento, ¡¡Válgame la pena negra!! Con los dos primeros movimientos a mí se me ha ido el resuello.

Pero no pasa nada, lo que podáis hacer dice el muchacho con unos bíceps como mis piernas, y empieza como un poseso a subirse en un sillón, ahora una pierna, ahora la otra, tiene que quemar dice el tío, ¿Quemar? Primero tengo que tener un sillón que resista esa actividad, luego que mi pierna llegue al sillón y una vez conseguido todo eso, aprender a respirar al mismo tiempo, con el abdomen activado, sin subir los hombros, los glúteos apretados, os prometo que yo parecía Robocop en el año del apocalipsis, mentalmente claro, porque no había movido yo un solo músculo.

Cuando el tío cual Ironman, lleva 15 minutos de barbaridades supinas y haciendo como que le duele lo que hace, dice ahora vamos a empezar, ¡¡¡¡ Vamos a empezar!!!, pues ¿Qué has hecho hasta ahora? Coged una mochila con peso, yo he metido una garrafa de agua de 5 litros. ¿Quéeeeeee? ¡¡¡¡Pero este tío nos quiere matar!!!! Cinco litros, evidentemente en esos quince minutos yo sólo miraba, no he hecho ni uno solo de los movimientos que proponía y me he agotado, por lo que he pensado, a ver Algarabía de mis entretelas, si tú no haces deporte desde que cual gacela te deslizabas por las pistas de hielo allá por los años 70, por cierto no se me daba nada mal, y ahora quieres competir con Conan el Bárbaro, el Capitán América y Super Woman fusionados cual injerto de mono con anchoa. Anda déjalo que te vas a hacer un esguince en las meninges y Michigan se perderá un valor añadido.

Por cierto, he tenido contestación a la teoría de la pelusilla, os la copio:” Los pelos de la barriga no forman estática. Simplemente van cortando las fibras de la camisa, o aún peor camisetas, y estas se terminan depositando en el ombligo; eso cuando el mencionado ombligo tiene forma de cáliz, y no esos ombligos arrugados y deformes que apenas dejan sitio ni para una semilla de amapola. Por cierto!! siempre he pensado que los ombligos en forma de cáliz quedan preciosos en el vientre de una mujer….bueno y en el de Jon Cortajarena, sin un pelo y sin barriga.”

¿Qué opináis al respecto? Se lo ha currado eh, es un chico como podéis imaginar y muy peludo, jajajaja.

Los mensajes de deseo siguen llegando cada día cual esperanza de un tiempo mejor, graciassss, tú sabes quién eres.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s