La editorial estellesa “R de Rarezas” presenta en Pamplona un poemario de Arantxa Murugarren

26240349_199994843887452_5609938634281561457_o

R DE RAREZAS PRESENTA NO SÉ ESCRIBIR POEMAS DE AMOR DE ARANTXA MURUGARREN

 

Arantxa Murugarren (Pamplona 1970), presentará junto a la editorial R de Rarezas su primer poemario el próximo lunes 21 de mayo en Civican  (Avenida Pio XII, 2) a las 19:30 horas. El libro está ilustrado por Daniel Albors y reúne treinta y siete poemas en los que la intensidad de lo vivido es el denominador común en cada verso.

La propia atora dice de sí misma:

Mi vida es un verso libre que huye de rimas establecidas y mis poemas siguen el dictado de mi propia percepción del mundo.

No fui en busca de mis sueños. Ellos, cansados de esperar me persiguieron a mí y en ese punto imaginario donde converge la realidad, los versos unieron mi voz y mi pluma para dejar de soñar.

En el prólogo el poeta Mikel Sanz Tirapu considera que la poesía de Murugarren es un torbellino de sentimientos que la autora lo ha sabido plasmar de manera magistral, de una forma caleidoscópica, en torno a los poemas, ya que el libro está concebido como una unidad, como un todo en el aspecto formal y esta estructura unitaria es sobre la que se sustenta toda la obra.

En el epílogo Ignacio Lloret, establece a modo de conclusión:

Para mí es como un regreso a casa después del viaje. La expedición ha sido accidentada pero fructífera, difícil pero placentera. Ha sido un recorrido por lugares exóticos, fantásticos o míticos, por esos paisajes que se extienden más allá de los versos de otros…

Por último, Juan Andrés Pastor, uno de los editores  indica lo siguiente:

Hay en este poemario lecturas que son un incendio en el que ardieron muchos versos anteriores: los corregidos, extraviados e inválidos. Arantxa sabe que hay que quemar lo intranscendente, despedir con el humo la mentira y mensurar palabras y silencios. Sigue haciendo falta el fuego purificador de los poetas entre tanta ceniza oscura.

 

SUBIÓ AL DESVÁN

 Subió al desván,

acarició con sus manos

la distancia.

Recorrió con sus dedos

el silencio.

Al compás del tiempo

bailó.

Y al compás de la memoria

Lloró,

hasta que llegó el alba.

Arantxa Murugarren

 

https://rderarezas.com

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s