11 alcaldes apuestan por la protección de Montejurra

El Gobierno de Navarra y representantes de 11 municipios de Tierra Estella han mantenido un encuentro en el Palacio de Navarra con el fin de avanzar en la ordenación y protección del Paisaje Singular de Montejurra. Las localidades de Arróniz y Barbarin se han sumado hoy, tras el proceso de participación, al convenio de colaboración que fija las claves para regular las actividades y usos que podrá acoger este enclave.

En la reunión celebrada en el Salón Multiusos del Palacio de Navarra han participado el vicepresidente segundo y consejero de Ordenación del Territorio, Vivienda, Paisaje y Proyectos Estratégicos, José María Aierdi; la directora general de Ordenación del Territorio, Izaskun Abril y los representantes de 11 municipios de Tierra Estella: el alcalde de Aberin, Francisco Javier Fernández; el alcalde de Arellano, Iñaki Urriza; el titular del Ayuntamiento de Arróniz, Antonio Ángel Moleón; el alcalde de Ayegui / Aiegi, Leonardo Camaces; la alcaldesa de Barbarin, María Carmen Puerta; el alcalde de Dicastillo, Mikel Azkona; el alcalde de Estella-Lizarra, Koldo Leoz; el alcalde de Igúzquiza, José Ignacio Urra; el alcalde de Luquin, Aurelio Ramón; el secretario de Morentin, Alberto Echeverría y el alcalde de Villamayor de Monjardin; Eugenio Fernando Barbarin.

A partir de las claves fijadas en el convenio se desarrollará la regulación de las actividades y usos en el Paisaje Singular a través de un Plan de Conjunto, con el objetivo de establecer el marco común de planificación, gestión y ordenación; proteger la calidad escénica de Montejurra; restaurar las áreas degradadas; y promover la zona como un emblema comarcal de unión entre las poblaciones colindantes. Cabe remarcar que se denomina Paisaje Singular “a los parajes de excepcional valor identitario por sus méritos patrimoniales, escénicos, histórico-culturales y simbólicos”.

En el caso de esta zona de Tierra Estella destacan los valores históricos ligados a las guerras carlistas, sucesos de 1976 o culturales unidos a los yacimientos arqueológicos de la época prehistórica y de la Edad Antigua, así como la ermita de San Cipriano, el Camino de Santiago o el valor ecológico y paisajístico unido a la gestión forestal, uso agrario de la zona, destacando las producciones de cereal y viña y actividad cinegética.

Recuperar usos tradicionales

En el proceso de participación llevado a cabo para la redacción del Plan de Conjunto los habitantes de la zona han destacado la condición de “hito paisajístico” y “sentimiento de arraigo” de la zona al tratarse de la principal referencia visual del entorno y recalcan el disfrute activo que se lleva a cabo en este espacio tanto con actividades de ocio como deportivas. Por contra, destacan la pérdida de usos tradicionales de la zona, como la actividad ganadera, que conlleva el aumento de la biomasa forestal y, por tanto, preocupa el riesgo de incendios. En esa línea quienes habitan en la zona remarcan la necesidad de realizar una gestión conjunta para la convivencia de usos tradicionales y el uso público.

Teniendo en cuenta las aportaciones recabadas, el Plan fijará las líneas a seguir para compatibilizar los distintos usos y actividades bajo el criterio de la sostenibilidad. Complementariamente se ha elaborado una guía de acciones que, con un visión integral y dinámica, se concibe como una herramienta flexible que sirva de punto de partida a los once ayuntamientos para que puedan seguir trabajando de manera conjunta y colaborativa en la protección, ordenación y gestión del paisaje.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s