El Gobierno de Navarra declara urgente la expropiación de los terrenos para construir la depuradora de Arbeiza y Zubielqui

Las obras, que comenzarán en mayo, tendrán un coste de 790.471 euros.

El Gobierno de Navarra ha acordado, en su sesión de hoy, declarar urgente la expropiación forzosa de los bienes y derechos afectados por la construcción de la depuradora de aguas residuales, que servirá a los concejos de Arbeiza y Zubielqui (municipio de Allín), con cerca de 300 habitantes.

La medida tiene por objeto poder comenzar cuanto antes con las obras de esta infraestructura, que vendrá a solucionar adecuadamente los puntos de vertido existentes, en la actualidad, en una cuenca sensible como es el curso alto del río Ega.

La sociedad pública NILSA adjudicó la semana pasada las obras por un coste de 790.471 euros.  El inicio está previsto en mayo y su duración estimada es de diez meses.

Arbeiza, que cuenta con una población de 185 habitantes, se encuentra en la margen derecha del río Ega y hasta ahora disponía de dos puntos de vertido. Por su parte, Zubielqui, con un censo de 104 personas, se encuentra en la margen izquierda y dispone de un único punto de vertido. El hecho de que ambos vertidos tengan lugar en el mismo cauce con solo escasos metros de distancia, a pesar de producirse en orillas contrarias, ha hecho que la solución óptima sea una instalación conjunta.

Descripción del proyecto

La infraestructura se ha ubicado en la orilla derecha del río Ega, fuera de la llanura existente entre las dos localidades, dado que esta se encuentra dentro de una zona inundable.

El agua residual llegará a la depuradora con un único emisario, que recogerá primero las aguas sucias de Arbeiza y posteriormente las de Zubielqui, y llevará el caudal por gravedad, lo que evitará la construcción de bombeos, simplificando la posterior operación y mantenimiento de la instalación.

El caudal medio estimado para esta planta es de 0,98 litros por segundo (85 m³/día), siendo el máximo admisible 6,87 litros por segundo.

La depuradora tendrá el sistema habitual empleado en las instalaciones navarras: decantación (para separar los gruesos del agua), filtro (para eliminar la carga contaminante más disuelta) y lagunas finales de control, con un volumen de 224 metros cúbicos.  Ello garantizará una buena entrega de agua al río Ega.

Tras la construcción, será la Mancomunidad de Montejurra la que se encargue de gestionar la planta.

En los últimos meses, NILSA ha culminado varios hitos para la óptima depuración en Tierra Estella, como son la inauguración de la depuradora de Torres del Río, la finalización de la planta de Cabredo, el proyecto para Aguilar de Codés, la licitación para mejorar la línea de fangos de Estella-Lizarra, y la actual adjudicación para Arbeiza y Zubielqui.

En la actualidad, NILSA trabaja para que los 11.000 habitantes que todavía disponen solo de fosas sépticas cuenten con proyectos de saneamiento más completos.

Eliminación de barreras en Estella

Por otra parte, el Gobierno de Navarra ha acordado la expropiación urgente de los bienes y derechos afectados por la ejecución del plan especial para la eliminación de barreras arquitectónicas en el edificio situado en la calle Baja Navarra nº 12 de Estella-Lizarra.

La petición ha sido solicitada por el Ayuntamiento de la localidad, con el fin de poner en marcha cuanto antes las obras, consistentes en la instalación de un ascensor en el citado edificio.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s