Pablo Hermoso de Mendoza indulta un toro en México.

cropped-copa-rey-autoega.jpg

FICHA DE LA CORRIDA

FECHA Y LUGAR: 17 de Marzo de 2017. Plaza de toros de Cancún, Quintana
Roo, México

ENTRADA: Casi lleno.

RESEÑA: Michelito Lagravere (palmas tras aviso y oreja ); Pablo
Hermoso de Mendoza (dos orejas y rabo simbólicos tras indulto y oreja).

TOROS:  Marrón.

CABALLOS UTILIZADOS:

Primer toro de la Ganadería de Marrón, número 186, 511 kilos, de
nombre Amigo : De salida ALQUIMISTA (un rejón de castigo); en
banderillas DISPARATE (dos banderillas) y DONATELLI (dos banderillas);
y para el último tercio CARMONA (tres cortas y una rosa).

Segundo toro de la Ganadería de Marrón, número 210, 512 kilos, de
nombre Arquitecto : De salida BARRABAS (un rejón de castigo); en
banderillas BRINDIS (dos banderillas) y DALI (dos banderillas); y para
el último tercio DESEADO (tres cortas y un rejón de muerte).

OTROS CABALLOS DESPLAZADOS : DUENDE y MANIZALES

COMENTARIO:

Las actuaciones de Pablo en el coso del paradisiaco Cancún se cuentan
tanto por las grandes entradas como por su record perfecto de puertas
grandes en esta plaza y esta noche no fue la excepción. Decimotercera
actuación, el aforo del escenario casi cubierto en su totalidad y la
decimotercera salida en hombros del jinete navarro, habiendo además
bordado el toreo al indultar al primero de su lote, un excelente
astado con el hierro de Marrón.

Desde que pisó la blanca arena del ruedo este ejemplar, Amigo de
nombre, fue una auténtica máquina de embestir, haciéndolo con bravura,
con emotividad y con una clase que Pablo avizoró desde los primeros
escarceos montando a ALQUIMISTA, que llevó a su oponente de largo para
irle reduciendo distancias y con elegancia y perfección se reunió en
una ocasión para dejarle un rejón en todo lo alto. Hermoso de Mendoza
consideró que era castigo suficiente y tras una pasada simulando la
suerte optó por traer al ruedo a DISPARATE, para que junto con Amigo
labraran un episodio memorable en el ruedo de Cancún. El castaño dio
todo de sí para mostrar lo majestuoso y amplio de su quehacer en la
cara del toro, totalmente entregado, toreando con pecho y grupa,
llevando al toro cosido materialmente a su cola y haciendo perder la
cuenta de los abaniqueos en la cara del toro o hermosinas, concluyendo
con auténticos muletazos en los que el largo de su cuerpo vaciaba las
embestidas de principio a fin. Un lujo de caballo que cuajó a la
perfección a un lujo de toro. Y para seguir el concierto apareció
DONATELLI, con esa fibra y ese nervio que le lleva a protagonizar
momentos tan puros como emotivos, citando con temeridad al ir rodeando
al astado y retándolo con su cola, metiendo la cara al hacer los
embroques y ajustando al máximo las piruetas ante un oponente que no
se cansaba de embestir, pasándose los pitones a milímetros de su
cuerpo. La conexión con el tendido a estas alturas era ya total y la
gente al terminar la intervención del grupo de Forcados comenzó ya a
pedir el indulto, Pablo salió montando a CARMONA para dejar un
carrusel de cortas en perfecta y rítmica sucesión mientras en las
graderías la petición era ya abrumadora, todavía la bravura del astado
le permitió realizar varios desplantes y colocar una rosa en momentos
en que el palco finalmente accedió a conceder el indulto de Amigo que
regresó a los corrales entre la algarabía general, siéndole concedidos
a Pablo las orejas y rabo simbólicos que con gusto paseó en la vuelta
al ruedo acompañado por el ganadero José Marrón y por el cabo del
grupo de Forcados Mexicanos.

Y tras esta sinfonía de toreo, en su segunda intervención el centauro
navarro protagonizó otra faena notable ante un toro de muy distinta
condición pero al que a base de porfiar lo fue metiendo en vereda,
aprovechando hasta su última embestida. BARRABAS mostró ese desenfado
y su temeridad al pararlo de salida, haciéndole sangre en una
oportunidad, aguantando sus embestidas bruscas y atemperando un galope
que en ocasiones era algo incierto. BRINDIS lo enganchó a su grupa y
lo llevo con ritmo y temple a dos pistas, citando posteriormente a
distintas distancias, midiendo las reuniones y gustándose al
concretarlas, en un toreo de calidad y conexión. Luego vendría DALI
que como los buenos vinos cada vez que se le requiere está mejor,
realizando sus cites tan celebrados en el tendido, consintiendo mucho
a su adversario tanto al reunirse como al llevarlo al paso para
pegarle las piruetas, de impecable ejecución. DESEADO apareció y se
vio más acoplado y con sitio en las cortas, permitiendo posteriormente
a Pablo cobrar un rejonazo que parecía ser de efectos inmediatos pero
el toro tardó en doblar y con ello la petición del público se enfrío
un poco quedando una oreja como premio a esta labor, cerrando así el
estellés una noche que le permitió mantener su record perfecto de
salidas en hombros en esta plaza.

Como dato relevante e histórico este es el segundo toro que Pablo
indulta en la plaza de Cancún. En el 2014 se vivió también una
historia similar con el toro Salerito, de las dehesas de Fernando de
la Mora.
plabo-hermoso

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s