La Policía Foral alerta sobre una estafa relacionada con un supuesto accidente.

Los estafadores responsabilizan de los daños a la víctima y acaban solicitándole dinero en metálico para evitar hacer el parte amistoso

En los últimos días se han conocido varios casos ocurridos en el extrarradio de Pamplona, en los que los autores buscan conductores con perfil de edad avanzada. El “modus operandi” del estafador consiste en simular un pequeño accidente: sitúan su vehículo delante del de la víctima para que ésta tenga que detenerse y después adelantarlo. En ese momento de la maniobra golpean el vehículo de la víctima (daños por raspado, retrovisor roto) imputando posteriormente la responsabilidad al conductor mayor.

Sigue a la víctima hasta que aparca y entabla conversación a raíz del accidente ocurrido. El estafador se presenta como abogado y le informa que ha sufrido la rotura del espejo retrovisor. Alegando tener prisa para no hacer el parte amistoso se presta para conseguir, desde su teléfono y con el seguro, un teórico presupuesto de los daños. Aquí entraría el cómplice telefónico de la compañía, que informa a la propia víctima que su póliza está cubierta por una franquicia (cantidad pactada en el contrato que en caso de siniestro el asegurado asume de su bolsillo), por lo que no hay problema para que pague en el momento. Por lo tanto le instan a adelantar el dinero que cuesta el arreglo para finalizar así la gestión administrativa del accidente. Si la otra parte presenta respuesta contundente o sospechas abandona el plan y remite a la víctima a posteriores gestiones con los seguros.

El autor material es de nacionalidad española, entre 30 y 35 años de edad, 1,70 cms de altura, pelo castaño con corte normal, vestimenta informal, educado y de fácil palabra. Hay que significar que no dejan su vehículo en las proximidades, de tal forma que no se conocen ni los daños, ni matrícula ni datos que pueda identificarlo.

Se recomienda por lo tanto no caer en la trampa del supuesto accidente ni mucho menos en entablar discusión alguna sobre responsabilidades y cantidades de dinero. Ante cualquier sospecha intente retener datos del autor/es y vehículo para avisar a través del 112 a la Policía Foral, con el fin de obtener información tendente a identificar a los autores de la estafa. Un accidente real debe constar en un parte, amistoso si hay acuerdo y policial si no lo hay, con el fin de que los agentes investiguen la dinámica y causa del siniestro.

danosespejo
Daños causados en un vehículo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s